Expresiones en favor de la ley de prórroga de fondos para la cultura

“Día histórico” y “certidumbre” para la cultura fueron las síntesis de las expresiones que hoy señalaron el rector del IUPA, Armen Grigorian, y el presidente del Instituto Nacional de Artes Audiovisuales (INCAA), Nicolás Batlle, en lo que fue una de sus primeras declaraciones tras la votación de la prórroga, ayer, en el Senado, de la prórroga de fondos específicos para el fomento a la cultura.

“Es importante dar certidumbre la sector. Había cierto temor, se demoraba la aprobación…”, inició Batlle en su discurso. Para el funcionario, “esta prórroga no sólo es recurso para lo audiovisual, sino para toda la cultura. En este sentido, nos permite continuar, desde el INCAA, no sólo con el fomento a la producción, sino con el programa de becas, el cinemóvil, los programas en las escuelas”.

Las declaraciones sucedieron en una conferencia de prensa con algunos medios regionales.

El realizador y presidente del instituto también se refirió a las observaciones de legisladores que se efectuaron en marco del debate del Senado. “Hubo un pedido, también, de federalizar más los recursos y reducir las asimetrías en la producción audiovisual, y tomamos nota de ello”, aclaró.

La prórroga de la Ley 27.432, que extiende por 50 años los fondos específicos destinados al fomento de la cultura, fue un momento clave para los y las trabajadores del arte y la cultura, quienes activamente desde junio, cuando la norma en Diputados obtuvo media sanción, siguieron de cerca y reclamaron su tratamiento en el recinto legislativo.

En efecto, de esta prórroga dependen asignaciones específicas destinadas a organismos del ámbito de la cultura, como el Fondo Nacional de las Artes, el Instituto Nacional del Teatro, el Instituto Nacional de Artes Audiovisuales (INCAA), las bibliotecas populares, entre otros.

En ese contexto, Batlle también señaló la importancia de las artes audiovisuales como rol activo en la producción de las industrias culturales, y señaló que esta economía representa aproximadamente el 2,6% del PBI argentino.